Se descubren los problemas entre la doctora Ana María Polo y su ex novia


Durante algunos años, hemos visto por la televisión el controversial programa de “Caso cerrado” conducido por la increíble doctora, Ana María Polo. Pues, la verdad es que se trata de un programa bastante popular que siempre despierta nuestra curiosidad por los diversos temas conflictivos que allí ocurren. Sin embargo, esta vez le tocó a la cubana dar mucho de qué hablar al saberse que tuvo una penosa relación con una chica quien siempre la presentaba como su asistente. A continuación, te revelamos algunos detalles de su ex novia, así como de los problemas más frecuentes entre ambas. ¡La doctora es bastante reservada!

Ana María Polo nació en La Habana, Cuba. Hoy en día tiene 59 años de edad, pero sigue muy activa en su trabajo. No se le acaban las buenas ideas y siempre sabe cómo sorprender a sus espectadores. No obstante, a pesar de que hay muchas personas que la apoyan en su carrera, también cuenta con muchos enemigos que la critican duramente. Lo importante es que Ana no se rinde y sigue haciendo lo que le corresponde.

Aparte de ser presentadora de televisión, también es una cantante y abogada bastante ejemplar. Desde que era niña descubrió que había muchas cosas que le gustaban y a las que le gustaría dedicarse. A la edad de 12 años se mudó con su familia a Puerto Rico y de allí a Miami en Estados Unidos. Allí decidió quedarse por más tiempo y formar su vida de nuevo. Participó en algunas obras musicales en su escuela y descubrió que le encantaba la música y el canto.

Es bastante reconocida en América por conducir el programa “Caso cerrado” transmitido por la cadena Telemundo. Su idea principal es resolver diferentes clases de conflictos. El programa se convirtió en un verdadero éxito en los países de América Latina y en Estados Unidos. Sin embargo, su contenido muchas veces puede resultar violento, con lenguaje grosero, demasiado fuerte para los espectadores menores de 14 años. En cada capítulo la doctora Polo presenta hasta tres casos de diferentes conflictos interpersonales.

Sus pasiones desde pequeña fueron muchas, entre ellas los deportes acuáticos y la guitarra. Ana María siempre ha sido una persona muy activa: le encanta el deporte, la música y sobre todo las leyes. A pesar de que le encanta el arte, decidió dedicarse a estudiar Ciencias Políticas y derecho en las universidades estadounidenses. Cuando ya tenía el título oficial de abogada, se especializó en Derecho de Familia.

Cuando era tan solo una adolescente de 19 años, Ana María se casó con un hombre diez años mayor que ella. En aquel entonces estaba muy enamorada y no pensaba claramente sobre su futuro. Muy pronto quedó embarazada, pero desgraciadamente perdió su bebé. Fue un golpe tan duro para ella que decidió nunca más tener hijos para no pasar por lo mismo. La doctora no quiere hablar del caso y prefiere dejarlo en el pasado.

Una de sus más dolorosas tragedias tomó lugar cuando perdió a su hijo. Aunque en el momento de haberse embarazado Ana María todavía era muy joven, ya quería ser madre y formar una familia. Desgraciadamente, después de haber perdido a su primogénito sufrió una depresión profunda y decidió que nunca más quería pasar por lo mismo y arriesgarse a sufrir algo parecido.

Posteriormente fue diagnosticada con cáncer de mama, por lo que perdió parte de su aparato reproductor femenino. Fue otro golpe muy fuerte que le dio la vida. No obstante, la abogada salió de esa batalla y logró recuperarse. Ella misma reconoce que ahora es mucho más fuerte y no se rinde tan fácilmente. Los problemas que surgen en su vida los toma como un desafío y los enfrenta con toda su fuerza.

La vida de esta celebridad no ha sido nada fácil. Por otra parte, su vida amorosa se halló llena de irregularidades desde el principio. Desde su primer matrimonio Ana María Polo no estaba feliz. luego, cuando se casó otra vez tampoco encontró la verdadera felicidad. Ya como abogada tuvo que enfrentar algunos casos que la llenaron de repugnancia, sobre todo cuando se trataba del asesinato de una mujer por parte de su ex esposo. La doctora Polo siempre decía que si pudiera, eliminaría los maltratos y la violencia dentro de las familias.

Hace poco tiempo, se filtraron algunos detalles sobre la problemática relación entre la doctora y su ex pareja, Marlene Key. Por muchos años, la doctora ocultaba su relación con su asistente. Siempre se declaraban solamente las mejores amigas, pero fue muy sospechoso que pasaran tanto tiempo juntas, incluso después del trabajo. En Estados Unidos se rumora sobre que la pareja haya comprado una casa para vivir tranquilamente, lejos de todos.

Según fuentes cercanas, las dos mujeres mantuvieron un romance por casi 25 años, incluso llegando a vivir en la misma casa. Probablemente la doctora Polo ya estaba cansada de sus relaciones fracasadas con los hombres y decidió ver cómo sería estar con una mujer. Quizá al lado de Marlene haya encontrado lo que tanto estaba buscando y por fin alguien la entendió y supo corresponder sus sentimientos.

Según otros medios, tanto Ana como Marlene compartían sus finanzas en una misma cuenta bancaria. Si esa información es verdadera, eso podría significar que ambas mujeres pensaban seriamente en vivir juntas y compartir cada una de sus cosas. También indica que tienen mucha confianza una para la otra. No cualquiera se decide para un paso tan grande y responsable. No obstante, Marlene y Ana María decidieron intentar a ver si esa relación funcione.

Al parecer, después de que la doctora se sometiera a una mastectomía y se recuperara satisfactoriamente, la relación entre ellas dio un giro de 180 grados. Es cierto que Ana María podía contar con el apoyo de Marlene en los momentos más complicados. Pero, cuando por fin logró superar su enfermedad, ya le estaba esperando otra situación complicada: la relación entre ella y su mejor amiga empezó a deteriorarse poco a poco.

Según el ex productor José Antonio Orta, todo fue culpa de Ana María quien la trataba mal y un día Marlene se cansó. ¿Será cierto que la doctora Polo abusara de su posición y maltratara a Marlene? Probablemente las mujeres estaban pasando demasiado tiempo juntas y no podían descansar ni un rato una de otra. Según los testigos, Ana María muchas veces gritaba y le decía cosas desagradables a Marlene.

Además, la misma fuente agregó que: “se peleaban mucho porque Ana María no la dejaba hacer nada. La tenía encerrada en una oficina y Marlene desde ahí tenía que producir el programa y dar todas las órdenes (…)”. El trabajo es muy importante, pero al mismo tiempo tampoco podemos olvidarnos de la libertad de cada persona. Es normal que Marlene podía sentirse de algún modo esclavizada y ya no podía seguir más con ese tipo de comportamiento.

Se sabe que la doctora Ana siempre trata lo menos posible de dar muchos detalles sobre su vida íntima, pero ¿sabías que le gustaban las mujeres? Varias veces dijo también que no es necesario ’’salir del clóset’’ ya que nuestras preferencias son nuestro asunto individual y o tenemos que darle a nadie ningún tipo de explicaciones. ¿Crees que la doctora podrá recuperar su amistad con Marlene y seamos testigos de una feliz reconciliación?

Imagen: Instagram-Ana María Polo-

Información: paraloscuriosos.com

Share Button

Deja un Comentario